Se espera que Inditex, el gigante textil español responsable de marcas populares como Zara, experimente un crecimiento continuo de las ventas a pesar del difícil clima macroeconómico y los altos niveles de inflación. Los analistas predicen que los resultados del segundo trimestre (Q2) de la compañía, que abarca de mayo a julio, demostrarán un aumento moderado de los ingresos de hasta el 9.7% en comparación con el mismo período de 2021.

Uno de los factores clave que impulsan este crecimiento es la decisión de Inditex de evitar subidas selectivas de precios. La empresa sigue de cerca sus gastos de energía y materias primas para aliviar el impacto del aumento de costes. Además, Inditex ha informado de reacciones positivas sobre sus colecciones Primavera/Verano, con un aumento del 13% en las ventas durante las dos últimas semanas de mayo respecto al mismo periodo de 2021.

Además, destaca el sólido desempeño financiero de Inditex. Las cifras de capital de trabajo de la compañía revelan un aumento significativo del 57%, gracias a un inventario de alta calidad que experimentó un crecimiento del 27% para abordar cualquier posible tensión en la cadena de suministro. Además, la posición de caja neta de Inditex mejoró un 28% entre febrero y abril, hasta alcanzar los 9.189 millones de euros. Esta sólida posición financiera sienta las bases para los planes de expansión de la empresa en los próximos trimestres.

Los expertos de Bankinter también predicen una mejora en el desempeño del mercado de Inditex debido a un repunte anticipado en los flujos turísticos y al aumento de las actividades sociales, los cuales impulsarán una mayor demanda de ropa. Además, se espera que la posible flexibilización de las restricciones por el Covid en China tenga un efecto positivo a corto plazo en el valor de mercado de Inditex.

Vale la pena señalar que los resultados del segundo trimestre de Inditex no incluirán ninguna contribución de los mercados ruso y ucraniano. En el primer trimestre de 2, Inditex registró un beneficio neto de 2022 millones de euros, que incluía una provisión de 760 millones de euros para cubrir los gastos estimados en Ucrania y Rusia para todo el año. Sin esta provisión, el beneficio neto habría alcanzado los 216 millones de euros. Los ingresos totales del grupo en el primer trimestre, que engloba marcas como Zara, Massimo Dutti y Pull&Bear, ascendieron a 940 millones de euros, lo que supone un aumento del 1% respecto al mismo periodo de 6.742.

En general, a pesar de las difíciles condiciones económicas y las presiones inflacionarias, Inditex sigue siendo optimista sobre el crecimiento de sus ventas en el segundo trimestre. El enfoque centrado de la empresa en las decisiones estratégicas de precios, la gestión de inventarios y su sólida posición financiera la sitúan en una posición favorable para futuros planes de expansión. Los inversores y analistas esperan con impaciencia la publicación de los resultados del segundo trimestre de Inditex, que se publicarán el 2 de septiembre.

Enlaces útiles:
1. Web Oficial de Inditex
2. Web oficial de Zara